• Portada
  • Compradores
  • Arrendatarios
  • Contáctanos
  • Noticias

PASO 7: La inspección de la vivienda

Una inspección de la vivienda es un examen visual objetivo de la estructura física y de los sistemas instalados, desde el techo hasta los cimientos. Es el equivalente al examen físico de un médico y permite llegar a saber qué problemas podrían surgir potencialmente si usted decidiera comprar la vivienda. Cuando se encuentran problemas o síntomas de problemas, el inspector puede recomendar una nueva evaluación o medidas que tomar. Por ejemplo: la evidencia de termitas seguramente determinará una inspección detallada en busca de plagas.

Una inspección satisfactoria es un elemento importante para la compra de la vivienda. El comprador elige un inspector de vivienda con licencia y paga la inspección. La inspección de la vivienda será un costo adicional de algunos cientos de dólares, pero le dará la tranquilidad de conocer lo más que pueda respecto a la propiedad.

Recuerde: ¡el tasador de la entidad crediticia no es el inspector de vivienda!


¿Necesito una inspección de la vivienda?

Una inspección de la vivienda resume el estado de la propiedad, destaca la necesidad de reparaciones importantes e identifica áreas que pueden requerir su atención en un futuro próximo. Los compradores y los vendedores dependen de una inspección de vivienda exacta para maximizar su conocimiento de la propiedad y para tomar decisiones inteligentes antes de celebrar un acuerdo de compraventa.

Una inspección destaca los aspectos positivos de la vivienda, así como también el mantenimiento que será necesario para conservarla en buen estado. Después de una inspección, ambas partes conocen mejor el valor y las necesidades de la propiedad.

Los propietarios pueden usar la inspección para identificar problemas en curso y para conocer las medidas preventivas que podrían evitar costosas reparaciones en el futuro. Si está pensando en vender su casa, una inspección antes de ponerla a la venta permite conocer mejor las condiciones que tal vez descubra el inspector del comprador y así tendrá la oportunidad de completar las reparaciones que hagan su vivienda más atractiva a los ojos de los compradores potenciales.

¿Qué implica una inspección de vivienda?

Una inspección de vivienda estándar resume los hallazgos encontrados durante la inspección visual de las viviendas:

  • Sistema de calefacción
  • Sistema central de aire acondicionado (con regulación de temperatura)
  • Plomería interna
  • Sistemas eléctricos
  • Aislamiento del techo, ático y visible
  • Paredes
  • Cielorrasos
  • Pisos
  • Ventanas y puertas
  • Cimientos, sótano y estructuras visibles de la vivienda.
Nota: Un buen inspector le entregará un informe escrito inmediatamente después de la inspección.

Una inspección negativa es motivo para retirarse de la transacción (siempre que haya incluido la contingencia en su oferta de compra de un bien raíz o en su acuerdo de compraventa) o de renegociar el precio de la vivienda.

Cuando se haga la inspección de la vivienda, fíjese que también revisen si hay termitas, gas radón, pintura a base de plomo y asbesto.


¿Dónde puede encontrar un inspector de vivienda?

La Commonwealth de Massachusetts tiene leyes que rigen el trabajo de los inspectores de vivienda y el proceso de inspección. Los siguientes recursos pueden ser útiles: